Cómo organizar una ‘miniwedding’ y sorprender a tus invitados

, , , ,

Hay muchas razones para querer organizar una miniboda o miniwedding: un presupuesto ajustado o el buscar que tu día especial sea único y sobre todo muy íntimo son solo un par de ellas. En cualquier caso, si estás pensando en hacer que tu celebración sea de tamaño reducido, no dejes de leer

¿Qué es una miniboda o miniweddings?

Una miniboda, no es otra cosa que la reproducción a pequeña escala de las tradicionales bodas, que suelen ser multitudinarias y requerir de un gran presupuesto. Suelen realizarse con el objetivo de llevar a cabo una celebración muy íntima, reduciendo al mínimo la lista de invitados.

Esto permite, no solo abaratar costes y simplificar tareas como el sitting, sino también abre todo un mundo de posibilidades, ya que un evento de menor tamaño da cabida a la posibilidad de prestar mucha más atención a los detalles y personalizar en mayor medida la experiencia de los asistentes.

Claves para organizar una miniboda

Aunque se trata de una boda sencilla, toda miniwedding requiere un proceso de planificación.

Toma nota y pon en práctica las siguientes claves para organizar una miniboda:

  1. Un concepto con encanto: puedes elegir un tema, un rincón mágico o un lugar que tenga significado para ti y tu pareja: playa, montaña, campo, un cafetín vintage, etc. La imaginación juega un papel importante aquí.
  2. Lista de invitados: ¿tienes claro a quién quieres invitar? Como ya hemos comentado, por lo general este tipo de celebraciones versión “mini” no suelen pasar de los 50 invitados. Nuestra recomendación es que centréis la atención en familiares y amigos cercanos, y que os alejéis de los compromisos.
  3. Primero lo esencial, luego los detalles: empieza organizando las partes más básicas del evento:  el lugar, el banquete y las necesidades de los invitados son, a nuestro parecer, los principales aspectos a tener en cuenta.
  4. Especial e inolvidable: con una miniboda tienes la oportunidad de personalizar hasta el último detalle, ya que la organización es mucho más sencilla al reducir el volumen de invitados.  En este sentido, tienes la oportunidad de aumentar el valor sentimental de la celebración para todos. Así, podrías por ejemplo realizar recordatorios a mano, meseros personalizados… ¡Deja volar tu imaginación!

 

Un buen fotógrafo: para dejar un buen registro del día, te recomendamos destinar una parte del presupuesto a contratar a un buen profesional de la fotografía que se haga cargo de inmortalizar tu día. Al tratarse de una boda pequeña, te asegurarás de que todos tus invitados estén presentes en las fotos. 

 Catering para miniweddings 

Por supuesto, uno de los aspectos más importantes de tu miniwedding es el catering, que podrás diseñar a tu medida y a la de tus invitados, para asegurar que todos disfrutéis al máximo de una experiencia gastronómica memorable.

Para este formato de bodas, en Vilaplana te recomendamos 3 tipos de catering:

  •     Cóctel con estaciones de comida: puedes contar con pequeños rincones de aperitivos y bebidas, al estilo cóctel y particularmente decorados, para que tus invitados tengan la libertad de moverse, compartir y socializar.

Puedes decorar estos Food Corners según el tema de tu boda, o bien según el tipo de comida o bebida que quieras ofrecer.

  •     Banquete con mesa imperial: como son pocos los invitados, una mesa imperial podría reunirlos a todos para facilitar la comunicación entre ellos y dar un ambiente más familiar.

Este tipo de distribución es muy polivalente, ya que puede servir al aire libre en días de verano y primavera, o en interiores para las estaciones más frías. La decoración puede ir en función de la temática de la boda, aunque la sencillez y el minimalismo siempre son un acierto seguro.

Brunch: en ocasiones las minibodas suelen ser tan tranquilas y breves que un servicio gastronómico de brunch puede ser la opción perfecta.

Crea tu miniboda de ensueño

Si están pensando en una miniboda, nuestra recomendación es que ofrezcas el mejor servicio de comidas posible. Además, al tratarse de una reunión pequeña puedes atender con mimo las preferencias y necesidades de cada comensal. En Vilaplana Catering somos expertos en este tipo de situaciones, donde lo que prima es el disfrute de los comensales.

¿Quieres el mejor servicio posible para tu miniboda? ¡Contáctanos!